X
Menú
X

Los portabicis. Formas de llevar la bici en el coche


[blockquote style=”2″]Los portabicis se han hecho necesarios en nuestra vida. Las bicis están de moda y no sólo en verano. Desde hace unos años se cuentan por millones el número de personas que disfrutan de esta actividad y que incluso viajan con ellas para tener unas vacaciones sobre dos ruedas.[/blockquote]

Básicamente hay 4 formas de llevar la bici en el coche y nosotros te las detallamos a continuación. En tres de ellas es necesario adquirir alguna de las diferentes opciones de portabicis que ofrece el mercado. Es cuestión de elegir aquella con la que te encuentres más seguro a la hora de viajar.

En el interior del coche

[blockquote style=”2″]Siempre que dispongas del suficiente espacio en el interior del coche será la opción más sencilla y barata de llevar la bici. No es necesario desembolsar dinero para adquirir un portabicis.[/blockquote]

En ningún momento alterarás la aerodinámica del vehículo y además no tendrás que preocuparte de que no te la roben cuando aparcas en cualquier lugar.

Para algunos puede suponer todo un inconveniente si no disponen de un vehículo lo suficientemente espacioso. Sólo lo podrán hacer aquellos que cuenten con un coche familiar, un monovolumen o una furgoneta. Lo ideal es que cuente con portón, los asientos se pueden modular y la bicicleta se desmonte una o dos ruedas.

Recuerda que a la vuelta deberías cubrir el espacio que ocupa la bici con un plástico o una lona para que no se manche el coche si acaba sucia la bici. Es algo de lo que no tendrías que preocupar en el caso de contar con un sistema exterior de sujeción.

[blockquote style=”3″]Puede que haya gente que lo desconozca, pero portar la bici sin estar perfectamente sujeta puede acarrear una multa de hasta 100 euros.[/blockquote]

Portabicis de techo

[blockquote style=”2″]Sin lugar a dudas se trata del sistema más utilizado por la mayoría de aficionados al ciclismo. Puedes dejarlo durante unos días en la parte superior del coche sin que te suponga ningún obstáculo.[/blockquote]

Respecto al primer sistema de transporte, cuenta con la principal ventaja que no tendrás que llevar la bici en el interior del vehículo y de esta manera dejarás sitio para el equipaje o los pasajeros.

Una vez que los desmontas ocupan poco espacio y podrás guardarlo en cualquier sitio, sin preocuparte por su tamaño. Los hay de distintos precios, pero puedes encontrarte algunos por 40 euros.

Hay distintos inconvenientes a la hora de usar el portabicicletas de techo. Resulta bastante complicado a la hora de cargar. Cuando queramos colocar la bici sobre él tendremos que hacer un gran esfuerzo. La aerodinámica del automóvil también se verá alterada, incrementando el consumo de combustible. Tampoco hay que olvidarse que en los parkings y garajes tendremos problemas para entrar debido a la altura, así que será preciso quitarla con anterioridad, y prestaremos una especial atención para que no nos la roben.

Portabicis de portón trasero

Se pueden transportar entre dos y cuatro bicis en los portabicicletas de portón trasero.

[blockquote style=”2″]Van apoyadas sobre una plataforma con un sistema articulado de barras que se enganchan a la parte posterior del coche por medio de cintas y ganchos. [/blockquote]

Puede que resulte más cómodo que el sistema de techo, pero su instalación es más compleja. Una vez que lo montes te manejarás mucho mejor con las bicicletas.

Su precio es un poco más caro que el anterior modelo. Se aconseja cubrirlas con una lona para que no se rocen al estar en contacto las unas con las otras. Puede que te cueste también abrir el portón trasero del vehículo o el maletero al tener colocado el portabicicletas.

[blockquote style=”3″]

Recuerda que será necesario colocar bien las bicicletas y señalar de manera adecuada la carga.

[/blockquote]

En todo momento deben estar visibles los pilotos y la matrícula del vehículo, así que no descartes tener que colocar unas placas de señalización y luces extra.

Portabicis de bola de remolque

Nos exigirá colocar la bola de remolque y en cuanto a precio es el sistema más caro.

[blockquote style=”2″]Se trata de una plataforma sobre la que encajará la bici por medio de pinzas o cintas especiales. Esta plataforma quedará sujeta a la propia bola y por lo general disponen de su propio sistema de luces y con el portamatrícula.[/blockquote]

Gracias a la modalidad de bola de remolque no tendrás ningún problema para abrir el maletero de tu vehículo y te resultará muy sencillo acoplar la bici. Sin embargo, debes valorar si realmente te merece la pena realizar un desembolso tan elevado, ya que la instalación de la bola de remolque ya te implicará un gasto importante, que dependerá del tipo de coche.

Ten en cuenta también que se complicará mucho cualquier maniobra que vayas a realizar con el vehículo, ya sea aparcar, frenar o adelantar, ya que la longitud del coche se alargará considerablemente.

Cuando no vayas a emplear este sistema de transporte de bici tendrás que buscarle un espacio amplio para guardarlo. Está claro que cuanto más peso lleves más combustible gastarás, pero no te afectará en ningún momento a la hora de llevar equipaje o pasajeros en el interior, como ocurría en el primer caso.

[blockquote style=”3″]En cualquier caso, hay que valorar siempre muy bien las distintas opciones.[/blockquote]


You Might Also Liked

¿Cubre el seguro de automóviles los desastres naturales? 10 consejos para superar la ITV con éxito 20 Consejos de conducción segura Consejos para compartir coche y ahorrar gastos Consejos para cuidar la batería del coche 10 consejos tras comprar un coche de segunda mano 10 consejos para que no te roben el coche 10 consejos para afrontar un viaje largo en coche

Compártelo en Facebook

Dalo a conocer a tus amigos
Envíalo en un mensaje

Siguenos en Facebook

¿Tienes amigos que nos siguen?
Haz click aqui para seguirnos

Actividad en Facebook

Haz click en "Me gusta"